A derribar el cerco: La lucha popular en el campo constitucional.

La victoria del pueblo fue aplastante, sin duda alguna. En los medios de todo tipo se alza la cifra de casi un 80% de votos por el Apruebo, despertando la celebración de las masas y la desesperación de la burguesía. En el propio juego electoral capitalista, que reconocemos como espacio en el que suele triunfar el capital, sino en cuanto menos controlar la cancha, no obstante, se impuso la opción popular, sin trucos ni engaños.

Figura 1. Aportes para campaña del plebiscito. Fuente: ContextoFactual

 El pueblo se enfrentó a todo el gigantesco aparataje mediático burgués en esta lucha, tal como se ha enfrentado por un año entero, desde la revuelta del 18 de octubre de 2019, a la represión, a las mentiras y, dentro de los últimos meses, a una crisis económica brutal, que ha repercutido terriblemente en la vida de la clase trabajadora y, aun así, esta es señalada como la culpable, por su justa rebelión, por la clase explotadora y parásita que, con su nefasta gestión neoliberal, ha llevado a Chile a la dependencia y al subdesarrollo. Ni hablar de la crisis sanitaria, de la pandemia que aún es azote de nuestra gente por culpa de un régimen criminal y asesino, el cual no tuvo problemas en dejar que el coronavirus se extendiera aún más en los últimos meses, usando la misma muerte como elemento de disuasión para el voto, derecho fundamental conquistado por las masas a costa de sangre, sudor y lágrimas.

Una simple cifra nos demuestra a qué nos enfrentábamos:

A pesar de que un pequeño porcentaje de la burguesía, que con estética “progresista”, sin tocar el sistema, quería controlar y adjudicarse el cambio constitucional, de forma tal de aparentar una “conciliación” con las masas y dirigirlas a una Carta Magna lo más parecida posible a la actual, el grueso del capital se movió hacia un rotundo Rechazo, a la protección sagrada de sus privilegios en plenitud. Históricamente, la burguesía nunca se ha movido ni un centímetro de sus potestades injustas y opresoras sin una feroz batalla campal. La patronal se blindó a través de su dinero y su poder, sin advertir que aquello no podría frenar la gran marcha de trabajadores que haría temblar los cimientos de la institucionalidad burguesa neoliberal. Al día siguiente del triunfo del Apruebo, las inversiones en la Bolsa de Santiago sufrieron su mayor caída en todo el mes, demostrando el temor de los parásitos de la élite a perder en el futuro siquiera una parte de sus obscenas e insultantes ganancias. El miedo de esta burguesía rentista, extractivista, imperialista y asesina es, para nosotros, señal clara de nuestra victoria en esta batalla.

¿Qué podemos recoger de la participación en este plebiscito? Los datos al respecto son fiel reflejo de una realidad capitalista, de miseria y explotación.

Figura 2. Comparación de votaciones desde el fin de la dictadura cívico-militar. Fuente: CIPER Chile.

En primera instancia, podemos ver claramente que, desde la ley de voto voluntario, que rige desde enero del 2012, no ha habido una elección con tanta participación electoral. En términos netos, nunca habían votado 7 millones y medio de personas. No significa esto que hoy sean las elecciones de la democracia burguesa el cobijo para las demandas de las masas, sino que, por una coyuntura de lucha por su dignidad y derechos, grandes capas de la clase trabajadora votaron por un cambio de la Constitución que desde 1980 ha impedido cualquier tipo de avance en materia social, por más mínimo que sea.  Esto se tradujo en casi 6 millones de personas que, a pesar de las terribles campañas del terror de la burguesía, el histórico abstencionismo y una horrible pandemia que ha causado gran temor en la población, aún así nuestro pueblo pudo movilizar a 6 millones de personas que se manifestaran por la transformación de Chile en las urnas.

Figura 3. Participación por comuna en relación a fase de cuarentena. Fuente: Facultad de Gobierno, Universidad del Desarrollo.

Claramente se ve una baja significativa en la participación electoral en las comunas que, por su número extremado de contagios, están en la fase más restrictiva del proceso de cuarentena que de forma negligente ha llevado el gobierno de Sebastián Piñera. Este escenario se repite en aquellas comunas donde existe una apertura inicial y un mayor flujo de personas, aumentando el riesgo de contagio de esta mortal enfermedad. Claramente fue un gran obstáculo y esto realza la valentía de los y las trabajadores y trabajadoras que se atrevieron a ir a votar.

Figura 4. Participación electoral del adulto mayor. Fuente: Facultad de Gobierno, Universidad del Desarrollo.

Este escenario también repercutió en la muy baja participación de la población de la tercera edad, población de riesgo para la cual existía una auténtica amenaza de muerte en caso de ir a las mesas de votación. La estadística demuestra que fueron los abuelos y abuelas del proletariado, los más vulnerables los que han sufrido las miserables pensiones de las AFP, que han trabajado toda una vida para que al final la burguesía los condene al abandono y a la pobreza, los que quieren un mejor Chile para sus hijos y nietos, los que más se arriesgaron y pusieron el pecho a las balas por manifestar su posición.

Salta a la vista también que, en las comunas con población más joven, en promedio, haya ganado el Apruebo con un 78,1%. Esto habla claramente de una nueva generación de jóvenes de nuestro pueblo que se han abanderado con la transformación de Chile. Esperamos mantenga el rumbo y utilicen sus nuevas energías para formarse como revolucionarios de nuestra patria.

Los intelectuales burgueses suelen regocijarse con la idea de que el Rechazo, aunque siguió siendo minoría, haya tenido “mejor porcentaje” en las comunas más pobres del país. Que en las ciudades más subdesarrolladas no habrá sido un 20% del Rechazo, sino en promedio un 27 o 30%. Aquí pecan de una gran miopía fraudulenta, pues no dan cuenta de que, como suele suceder, el grueso de estas comunas tiene una bajísima tasa de votantes.

Figura 5. Relación entre tasa de pobreza por comuna y participación electoral. Fuente: CIPER Chile.

Muchos trabajadores no se sintieron representados por la cocina constituyente ni tenían la confianza en un sistema electoral que siempre los ha defraudado. Muchas veces es la misma élite la que ha cultivado esta situación, debido a la nula educación cívica, la absoluta falta de espacios de participación política en la sociedad y la conformación de bloques neoliberales con otro nombre y otro color, que han sido más de lo mismo. Estaban en todo su derecho. Ningún trabajador o trabajadora que conozca en carne propia este miserable sistema confiaría plenamente en este proceso. No obstante, no significa que haya sido inútil. Cambiar la Constitución, aunque sea un poco, es romper parte de una serie de cerrojos hoy impenetrables. Pero no nos vamos a conformar simplemente con esto, pues hay un largo camino de refundación de Chile por delante.

De hecho, al informe de la Facultad de Gobierno de la Universidad del Desarrollo se le agregó una tabla bastante interesante, que establece “quintiles de violencia”, buscando ver si en las comunas con mayores manifestaciones legítimas tras la revuelta del 18 de octubre, obviamente señaladas simplemente como “violencia” por los grandes medios de la patronal, a la cual no le conviene esta “violencia” pero aplaude a la represión y la explotación, había mayor o menor cantidad de votantes por el Apruebo. La realidad es evidente.

Figura 6. Relación entre el Apruebo y la «tasa de violencia» tras el 18 de octubre. Fuente: Facultad de Gobierno, Universidad del Desarrollo.

Claro, si juntamos todas las comunas más pobres, el Apruebo no fue “tan” aplastante como en Chile en promedio, pero resulta que las comunas más descontentas, más “violentas” para el sistema, es donde más se sostuvo el voto por una nueva Constitución. Los datos destruyen el relato de terror del gran empresariado y sus personeros televisivos, que señalaban que la autodefensa de las masas es un acto minoritario que causa pavor en las mayorías. Nada más alejado de la realidad.

Figura 7. Resultados en las 5 comunas más pobres del país. Fuente: 24Horas.cl

Es más, observemos a las cinco comunas más pobres, por ingresos en promedio, de nuestro país. Observemos los porcentajes. En comunas como La Pintana y Coquimbo, la victoria es enorme. No obstante, existen algunas con porcentajes menores, como Los Ángeles y Padre Las Casas, ubicadas en sectores históricamente reaccionarios, centros de trabajo político de los sectores más duros de la derecha y la patronal. Y a pesar de todo su dinero e influencia, no lograron ganarle terreno al clamor del pueblo consciente.

Figura 8. Comparación entre Chile y las 3 comunas de la élite metropolitana oriental. Fuente: BBC.
Figura 9. 3 comunas aburguesadas del Rechazo en comparación a las 3 comuna más pobres (índice de pobreza multidimensional) de la Región Metropolitana. Elaboración propia con datos del Servel.

Observemos a la ínfima cantidad de comunas donde ganó el rechazo. 5 de 346 que existen en nuestro suelo. De estas, destaca Las Condes, Lo Barnechea y Vitacura, comunas de la élite parasitaria, improductiva y reaccionaria, cómoda en sus lujos a costa del sudor de las mayorías de nuestra patria. También ganó en la Antártida, pues es un centro militar con unas pocas decenas de personas, y en Colchane, una comuna pequeñisíma, con 505 votos en total, donde no era difícil que penetrara la manipuladora campaña del Rechazo. Esta es la gran muestra de la extrema desigualdad, de las diferencias irreconciliables entre explotados y explotadores manifestada en la votación. Es esa élite nefasta y vividora del trabajo ajeno, de la plusvalía que roban al proletariado, la que frena el verdadero progreso de nuestra patria, la que se contenta con las muertes de nuestra gente y no tiene vergüenza en decir que un país con tanta miseria como el nuestro está en camino a ser “desarrollado”. Ellos, que viven en el sector oriental metropolitano, donde pusieron sus palacios y condominios, son el gran enemigo a enfrentar por el pueblo organizado. En aquellas comuna donde se vive la realidad del sistema neoliberal es donde ganó en masa el Apruebo.

Figura 10. Porcentaje del Apruebo en zonas de sacrificio. Fuente: Fundación SOL.

Y dónde ganó el Apruebo con más fuerza? En las zonas de sacrificio, en las comunas donde el capitalismo neoliberal ya no solamente es un yugo gigantesco sobre su hombros, sino un riesgo mortal día a día. Donde la contaminación genera intoxicaciones letales y destruye la vida de familias enteras. Era evidente que iban a salir en masa en favor de cambiar esta Constitución que vuelve objeto sagrado, de fetiche,  a la propiedad privada, mientras esta, por la ganancia obscena de unos pocos, acaba con la salud y el futuro de nuestro pueblo. Es urgente y necesaria una nueva Constitución que le otorgue al Estado la capacidad de intervenir efectivamente en estos desastres económicos, ambientales y sociales. Son los explotados los que quieren una nueva Constitución y están en su derecho y deber histórico de luchar por ello.

Figura 11. Votaciones en Quintero y Puchancaví. Elaboración propia con datos del Servel.

En conclusión, el plebiscito ha servido también como un termómetro que demuestra que la razón está con nosotros. Que son las amplias mayorías, las grandes masas, las que quieren una sociedad nueva, un Chile para el pueblo, para el proletariado, para quienes construyen la patria. No todos depositaron su voto en este proceso, pero no por ello dejaron de luchar por miles y millones en las calles. Una amplia mayoría sí votó, para manifestar su descontento y su convicción, y en la misma noche del 25 de octubre salió a celebrar, para seguir movilizándose los días posteriores, porque la lucha no ha acabado, sino que ha vuelto a empezar con renovados bríos y fuerzas.

Los revolucionarios no podemos dormirnos en los laureles. El enemigo de clase es poderoso, tiene un gigantesco aparataje para mantener el poder y usará todos estos recursos para intentar engañar a las masas, fundamentalmente a los vacilantes sectores de la pequeña y mediana burguesía, que siendo abandonados y mancillados históricamente por el sistema neoliberal, ante la campaña del terror de la gran burguesía imperialista, pueden dar un salto de fe para intentar salvarse, sin darse cuenta de que caen en las fauces de su perdición a manos de la patronal. Ante el llamado de Washington y la casta imperialista, es seguro que Sebastián Piñera y su camarilla antipopular endurezcan la represión del movimiento popular y busquen frenarlo de todas las formas posibles. No debemos dar ni un paso atrás, ni darle cancha al fascismo para que siga avanzando. La cancha debe ser nuestra, del pueblo, de las masas organizadas, que marcha imponente por su emancipación.

Nuestra consigna ha sido siempre la Asamblea Constituyente, soberana y popular. El Apruebo sin ilusiones fue solamente un paso en la organización y lucha popular. La clase trabajadora no soltará la calle, luchará por derrotar a la criminal gran burguesía, vendepatria y antipopular, que hoy ocupa La Moneda y domina el país. Hemos palpado la lucha de clases en la realidad y ahora tenemos el deber de cambiarla. Pero esto solamente será posible si el pueblo se une, si toma partido y construye partido, si se organiza y conforma un proyecto común con una lucha común. Hoy, la tarea de la organización es fundamental, cuyos frutos serán el honor y la gloria de nuestra clase y nuestra nueva patria. La real solución a los problemas fundamentales del capitalismo es el socialismo. La guía hacia la liberación de nuestro pueblo está en el marxismo-leninismo, guía inmortal al comunismo.

Marcharemos unidos hacia la Asamblea Constituyente, como un solo puño que arrasa con el capital y una sola voz que gritará:

¡A REFUNDAR CHILE!

Bibliografía.

https://plataformacontexto.cl/posts/83 “89% de los aportes de campaña para el plebiscito son del Rechazo”. ContextoFactual.

https://www.latercera.com/pulso-trader/noticia/la-bolsa-de-santiago-sufre-su-mayor-caida-diaria-en-un-mes-y-se-acopla-a-tendencia-global/JW7EA7AK55CFNFVWQE6QF6ILBI/ “La Bolsa de Santiago sufre su mayor caída diaria en un mes y se acopla a tendencia global”. La Tercera.

https://media.elmostrador.cl/2020/10/CovidChile_2910_corregido.pdf Engel, Eduardo., et al. Informe sobre la evolución de la epidemia de covid-19 en Chile. Espacio Público.

https://media.elmostrador.cl/2020/10/Informe-Plebiscito-2510-GobiernoUDD.pdf Fernández, Miguel., et al. Informe Plebiscito Constitucional 2020. Informe Plebiscito Constitucional 2020. Facultad de Gobierno, Universidad de Desarrollo.

https://www.elmostrador.cl/noticias/pais/2020/10/27/voto-joven-y-urbano-estudio-de-la-udd-los-consigna-como-factores-clave-del-triunfo-del-apruebo-en-el-plebiscito/  “Voto joven y urbano: estudio de la UDD los consigna como factores clave del triunfo del Apruebo en el plebiscito”. El Mostrador.

https://www.ciperchile.cl/2020/10/28/participacion-electoral-en-el-plebiscito-lecciones-para-el-proceso-constituyente/ “Participación electoral en el plebiscito. Lecciones para el proceso constituyente”. CIPER Chile.

https://www.bbc.com/mundo/noticias-america-latina-54698406 “Plebiscito en Chile: las 5 comunas (de un total de 346) que rechazaron cambiar la Constitución heredada de Augusto Pinochet”. BBC.

https://www.24horas.cl/data/estos-son-los-resultados-del-plebiscito-en-las-5-comunas-mas-ricas-y-las-5-mas-pobres–del-pais–4502976  “Estos son los resultados del Plebiscito en las 5 comunas más ricas y las 5 más pobres del país”. 24horas.cl.

https://www.elmostrador.cl/dia/2020/10/27/el-apruebo-arraso-en-las-zonas-de-sacrificio-los-categoricos-porcentajes-a-favor-de-la-nueva-constitucion-en-estas-comunas/ “El Apruebo arrasó en las “Zonas de Sacrificio”: los categóricos porcentajes a favor de la nueva Constitución en estas comunas”.